Diálogo de Sócrates y el cerdo

12/02/2017

Sócrates insatisfecho: Tengo un dolor cósmico que me quita el sueño.

 

Cerdo satisfecho: Pues a mí, habiendo cielo azul y bellotas, nada me quita el sueño.

 

Sócrates insatisfecho: No sé si me preocupa más lo visible que lo invisible.

 

Cerdo  satisfecho: Lo invisible no existe. Hocemos y abrevemos. He oído hablar de un tal San Martín, pero son fabulaciones.

 

Sócrates insatisfecho: No, cerdo amigo, lo que son fabulaciones es lo del día después. El doce de noviembre, San Cuniberto, no el once, San Martín. ¿Qué va a ser de nosotros el doce de noviembre?

 

Cerdo satisfecho: Once, doce… bah! Palabras y sólo palabras. Es primavera, Sócrates, échate en las flores, fúmate un puro, sonríe… Cuando llegue el otoño, lo que tenga que sonar, sonará. Ya nos enteraremos… o no. Y si no… mejor.

 

Sócrates insatisfecho se tumba y saca el mechero: Amigo cerdo, tú eres el verdadero filósofo, el que sabe guiar la razón a la felicidad. (Da unas cuantas caladas al puro).

 

(¿O acaso tiene más razón J. Stuart Mill cuando escribió: It is better to be Socrates dissatisfied than a pig satisfied?).

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Please reload

Archivo
Entradas recientes

10/15/2019

6/6/2019

4/21/2019

Please reload

  • Facebook Clean Grey
  • Twitter Clean Grey
  • LinkedIn Clean Grey

© Antonio Pau                                                                        

 

antonio-pau@hotmail.com